NOTA DE PRENSA

 

Lima, 5 de abril de 2005

 
   
 

Cardenal Cipriani llegó a Roma
para funerales del Santo Padre
y elección de sucesor de San Pedro

A primera hora del martes, cuando eran las 8.30 a.m. en la ciudad de Roma, el Cardenal Juan Luis Cipriani se acercó a la Basílica de San Pedro para orar ante el cuerpo del recordado Santo Padre, Juan Pablo II.

El Arzobispo de Lima arribó al aeropuerto de Fiumicino la noche del lunes, en un vuelo procedente de Madrid, en el que coincidió con el Cardenal chileno, Francisco J. Errázuriz Ossa.

Antes de partir del Perú, el Primado de la Iglesia en el Perú ofició una Santa Misa que unió al país en un solo corazón para orar por “Juan Pablo II, el Grande”, como lo calificó el Cardenal. En esta celebración, los llantos y aplausos de la población reflejaron la gratitud hacia el desaparecido Sumo Pontífice.

A través de un mensaje dirigido a la población, el Cardenal dio a conocer que había sido convocado a los funerales del Sumo Pontífice, y al Cónclave que designará al nuevo Papa.

En su misiva solicitó humildemente a los peruanos que “elevemos nuestras constantes oraciones al Espíritu Santo para que asista a quienes tienen la enorme y delicada responsabilidad de participar en la elección del Sucesor de Pedro”.

Dadas las muestras de cariño que los católicos y peruanos de buena voluntad han tenido hacia el Santo Padre, el Purpurado dio un agradecimiento acompañado de una bendición especial.

“La Iglesia continúa. Les agradezco de antemano por sus plegarias. Estaré unido a ustedes desde Roma, recordándoles y contando con sus oraciones", concluye en su mensaje.
   
 

Sala de Prensa
Plaza Mayor s/n. Lima. Tlf. 427-1217
prensa@arzobispadodelima.org

   
 

[Reseña histórica de la arquidiócesis]
[Peregrinación por las Iglesias de Lima][Advocaciones y santos peruanos]
[Mensajes del Santo Padre al Perú][Enlaces]