Lima, 24 de octubre de 2006

 
   
 

La Iglesia, más que maestros necesita testigos

Como parte de las actividades por el día de Jesús Nazareno, el Cardenal Juan Luis Cipriani Thorne animó a los jóvenes a no dejarse llevar por el demonio que nos ronda y a buscar acercarnos a Cristo no sólo cuando tengamos dificultades.

“Amor con amor se paga”, así inició su homilía, el Arzobispo de Lima, Juan Luis Cipriani -en referencia al sacrificio de Jesús en la cruz- ante decenas de familias que se congregaron en la Parroquia Jesús Nazareno, de la Urbanización Palomino, el último domingo 22 de octubre.

El Pastor de Lima llamó a los jóvenes a tener los ojos bien abiertos, dejando de lado las drogas, el alcohol y los vicios para acercarse más a Cristo con la oración del Santo Rosario y frecuentando la Eucaristía, porque todos -en algún momento- necesitan la experiencia de decir “me he encontrado con Él”.

Muchos dirán que no hay trabajo, yo les digo que no lo hay porque somos egoístas, porque el que está con Cristo procurará trabajar bien, señaló el Cardenal.

“Cuiden a sus padres, cuiden su estudio y no entreguemos un mundo perdido y sin valores a las generaciones que vienen”, dijo el Arzobispo de Lima quien finalizó su homilía agradeciendo la presencia de Monseñor Adriano Tomasi, Obispo Auxiliar de Lima y el arduo trabajo que realiza la Congregación de los religiosos Trinitarios en la Parroquia Jesús Nazareno.


 

 

   
 

Sala de Prensa
Plaza Mayor s/n. Lima. Tlf. 427-1217
prensa@arzobispadodelima.org

   
 

[Reseña histórica de la arquidiócesis]
[Peregrinación por las Iglesias de Lima][Advocaciones y santos peruanos]
[Mensajes del Santo Padre al Perú][Enlaces]