Lima, 26 de setiembre de 2006

 
   
 

Cáritas Lima y Corporación Wong ayudan a jóvenes de Lima

Corporación Wong y Cáritas Lima, obra social del Arzobispado de Lima, entregaron el pasado viernes 22 de setiembre, un importante donativo al Hogar de las Hermanas Adoratrices, que alberga a decenas de jóvenes que hasta hace un tiempo se dedicaban a la prostitución, y que ahora dejaron de lado esta terrible etapa que les toco vivir para trabajar, reunir dinero y sacar a sus hijos adelante.

Para María no había más remedio, de sus 31 años, 13 los dedicó a la prostitución, y con dos bocas más que alimentar ella estaba condenada a seguir en lo mismo. Pero como ella misma lo afirma “fue Dios quien le hizo ver la luz y ahora está alejada de las calles y la promiscuidad”.

“Ahora sueño con ser empresaria, ya no tengo porque agachar la cabeza por vergüenza porque no solo he encontrado un nuevo rumbo a mi vida sino también un nuevo oficio en los talleres de capacitación que me brinda el Hogar de las Hermanas Adoratrices”, expresa María.

Así como ella más de 60 jóvenes que viven esta realidad y que se encuentra a cargo de las Hermanas Adoratrices, son las beneficiadas en esta oportunidad por la campaña “Hacer Sonreír es Sencillo”, que realiza Cáritas Lima y la Corporación Wong, que en lo que va del mes de septiembre ha entregado un total de 100 mil soles a diferentes casas que albergan y brindan alimentación a niños y jóvenes en Lima.

Esta entrega benéfica, consistente en alimentos de primera necesidad, se llevó a cabo el pasado 22 de setiembre, en la Casa Hogar de la Hermanas Adoratrices del Cercado de Lima, con la presencia del Obispo Auxiliar de Lima Monseñor Adriano Tomasi, el administrador de Cáritas Lima- Vicaría de la Caridad, Sr. Mario Paliza, y el administrador de la tienda Wong del distrito de San Miguel, Sr. Jorge Chiang.

La hermana María Francisca Gorostedi, encargada de esta casa hogar, agradeció la ayuda material y moral brindada por estas dos instituciones, que les motiva a continuar con esta difícil tarea de insertar a la sociedad a decenas de jóvenes que por diversos motivos se dedicaron la prostitución.

Por su parte, el administrador del la tienda Wong de San Miguel, Jorge Chiang, sostuvo que “hay mucha gente que necesita más de lo que tiene y que día a día los clientes son los que dan muestra de su solidaridad para con los más necesitados”.

La Congregación de las Hermanas Adoratrices tiene como labor la rehabilitación de decenas de mujeres que por diversas razones se dedican a la prostitución, y que en la casa hogar del Parque Hernán Velarde, al igual que en sus otros dos locales del Cercado de Lima y el Callao, las atienden en calidad de internas.

También organizan talleres de capacitación en corte y confección, operatividad de máquinas, así como repostería y cosmetología, con la finalidad de que estas jóvenes cuenten con un oficio que les permita mantener sus hogares.

   
 

Sala de Prensa
Plaza Mayor s/n. Lima. Tlf. 427-1217
prensa@arzobispadodelima.org

   
 

[Reseña histórica de la arquidiócesis]
[Peregrinación por las Iglesias de Lima][Advocaciones y santos peruanos]
[Mensajes del Santo Padre al Perú][Enlaces]