Lima, 03 de setiembre de 2007

 
   
 

“Seamos solidarios con el buen ejemplo”

Cientos de niños participaron este domingo 02 en la Santa Misa celebrada en la Basílica Catedral por el Cardenal Juan Luis Cipriani, en el inicio de la procesión infantil del Señor de los Milagros que recorrió las calles del centro de Lima.

Esta procesión infantil reunió a cientos de niños, hijos de los miembros de la Hermandad del Señor de los Milagros, los que se organizaron en cuadrillas vistiendo el hábito morado y entonando las mismas canciones de fe que sus mayores.

Durante la homilía, el Cardenal Cipriani exhortó a los fieles a ser solidarios espiritualmente, a rezar unos por otros, a ofrecer nuestro rosario, nuestra comunión, nuestra presencia y participación en la Santa Misa por los enfermos, por los niños y jóvenes, así como por los damnificados del terremoto de Ica.

Pidió también que seamos solidarios con el buen ejemplo, porque una palabra de ánimo, un saludo y un gesto de ayuda van creando una cadena de solidaridad con nuestros hermanos del sur que más lo necesitan.

El Pastor de Lima invocó que el ejemplo de solidaridad con nuestros hermanos del sur chico no sea solo el impulso del corazón de los primeros días, sino la continuidad de seguir colaborando con ellos porque necesitan de nuestra presencia, de nuestra ayuda y de nuestra palabra de ánimo.  

Manifestó que hay que buscar que la juventud desde niños aprendan a rezar, a querer y ayudar a los demás; y que descubran que ayudar al prójimo llena de felicidad.

“La juventud de hoy le toca cambiar el mundo con la solidaridad espiritual del amor y ayuda al prójimo; y con la solidaridad material a través de los voluntariados y hermandades, en donde prima el amor a Jesús Nazareno, la buena conducta y el buen ejemplo”, dijo.

Al concluir el Cardenal Juan Luis Cipriani señaló que la humildad y la solidaridad con los demás nos llenarán de felicidad. “Todo el mundo desea la belleza de la felicidad; por eso, busquémosla especialmente en la niñez y en la juventud de este país”.
 
Concelebró con el Cardenal Cipriani, Monseñor Pedro Hidalgo, Director Espiritual de la Hermandad del Señor de los Milagros.

El recorrido de la procesión infantil del Señor de los Milagros se inició en la puerta de la Catedral de Lima, continuó alrededor del perímetro de la Plaza Mayor y llegó a la avenida Tacna, culminando en el templo de las Nazarenas, en medio del fervor de los fieles.

   
 

Sala de Prensa
Plaza Mayor s/n. Lima. Tlf. 427-1217
prensa@arzobispadodelima.org

   
 

[Notas del Arzobispado de Lima] [Homilías del Cardenal Cipriani]
[El Santo Padre] [Archivo Arzobispal] [Notas sobre el Legado Riva Agüero]