Lima, 05 de mayo de 2009

 
   
 

Gran Misión de Lima en Parroquia San Roque

La Gran Misión de Lima significa una verdadera movilización humana de fe y esperanza en la Arquidiócesis. En la Parroquia San Roque ubicada en el distrito de Santiago de Surco, más de 160 misioneros ya visitan hogares, colegios y profundizan en las enseñanzas de la Iglesia con grupos de familias.

Después de la formación que han recibido los laicos en la Escuela Vicarial y Parroquial, ahora ya efectúan las visitas a hogares y colegios de la jurisdicción parroquial, “siendo una experiencia nueva, en cuanto no estamos dejando ningún hogar y escuela por visitar”, señala el Padre Julián Barba, párroco de San Roque.

“De esta manera, compartimos con ellos la maduración en nuestra fe, la integración como familia en la Iglesia; y, sobre todo, la identidad con la parroquia y con la Iglesia en el mundo; y, así vivimos el mensaje que el Santo Padre Benedicto XVI llevó en Aparecida, sintiéndonos insertados en la Misión Universal de la Iglesia”, agrega.

La parroquia para llegar a cada hogar ha organizado un subsidio que consiste en convocar a las familias un día antes de la visita y coordinar con ellos la mejor hora en que pueden ir los misioneros.

Una vez en los hogares, los misioneros presentan la Sagrada Escritura que es entronizada en el hogar por los padres de familia acompañados de sus hijos. Se procede a la lectura de un pasaje y se reflexiona sobre la misión de los padres e hijos; y, después se abre el diálogo con toda la familia, se hacen las peticiones, la oración y al final el padre de familia recibe el agua bendita.

“Son experiencias que nos producen muchas satisfacciones, la admiración y el asombro de la riqueza de fe de los padres. Muchos de ellos se quiebran y se emocionan al bendecir a sus hijos; y, a su vez, los hijos al sentirse bendecidos por sus padres”, expresa el párroco Julián Barba.

Además, la Parroquia San Roque lleva a cabo los Cenáculos; es decir, se organizan grupos de familias que ya han sido visitadas para profundizar en las enseñanzas de los temas estudiados en la Escuela Vicarial y Parroquial, el catecismo y las Sagradas Escrituras.

Los 160 misioneros también aprovechan las visitas para realizar un censo parroquial, cuyos resultados se entregarán a la Comisión de Pastoral de la Arquidiócesis de Lima, presidida por el Padre Jaime Jesús Calvo Zárate.

Por otro lado, los domingos en la parroquia, después de la misa para niños de las diez de la mañana, los pequeños visitan el Sagrario en compañía de sus padres y aprovechan para rezar a Jesús. “Esta experiencia es muy especial porque toda la teología, la metodología de catequesis o de pastoral se hace vida, y uno se queda anonadado ante la presencia de Jesús rodeado de estos niños que lo saludan y le cantan con tanto cariño”, expresa el Padre Barba con mucha emoción.

“Ahí se descubre y se vive la realidad de la esperanza, tal como decía el recordado Juan Pablo II: América Latina es el continente de la esperanza. Entonces, en esos niños está bien cuidada la esperanza de la Iglesia, del apostolado y de la misión que ellos harán en el futuro a través de la vocación que Dios les de, ya sea como laicos, sacerdotes o religiosos”, concluye el Padre Barba.

La parroquia San Roque se encuentra en la Calle Próspero Rosado 125, Urb. San Roque, Santiago de Surco. El teléfono de contacto es 274-0486. Más información en www.arzobispadodelima.org

   
 

Sala de Prensa
Jr. Chancay Nº 282. Lima 1 Tlf. 203-7736
prensa@arzobispadodelima.org

   
 

[Notas del Arzobispado de Lima] [Homilías del Cardenal Cipriani]
[El Santo Padre] [Archivo Arzobispal] [Notas sobre el Legado Riva Agüero]