Arquidiócesis

Renovemos la confianza en Dios – Mons. Ricardo Rodríguez

La parroquia Santa María de Nazaret del distrito de Surquillo celebró por adelantado el onomástico de Monseñor Ricardo Rodríguez, Obispo Auxiliar Electo de Lima. Asistieron a la celebración eucarística el Alcalde de Surquillo, Guido Casassa Sánchez, y miembros de distintas hermandades y congregaciones.

Durante la homilía, Monseñor Rodríguez resaltó la importancia de confiar en Dios y cumplir con la misión que el Señor nos ha encomendado: “Nosotros somos sucesores de los apóstoles que salieron. Por eso hoy el evangelio nos habla y dice que Cristo nos envío”.

Dios es amor y nunca defrauda

“Yo creo que todos confiamos en Dios, de lo contrario no estaríamos aquí; y cuando es un cumpleaños o un aniversario de bodas, siempre que hay un motivo, uno tiene que renovar su confianza en Dios” continuó.

Recordó que debemos agradecer y confiar en Dios porque “nunca defrauda, nunca falla, nunca abandona” a pesar de las dificultades que hay en el camino. “¿Hay piedras?» – preguntó – «Sí, las va a haber, hay gente que se encarga de ponértelas, pero Cristo nos dice que confiemos en él y su Palabra porque ha vencido el mundo”.

El Obispo Auxiliar Electo nos invita a ponernos en “los zapatos de Dios” para entender que Dios es amor y confía en el ser humano:

“Si Dios te ha elegido para tener un hogar, te ha dado hijos, Dios confía en ti. Entonces se trata de no defraudar, no tanto a la gente sino a Dios, ese es el punto”.

Agradecimiento comunitario

En otro momento, distintos representantes de la comunidad parroquial de Surquillo expresaron su agradecimiento por todo el trabajo que el padre Ricardo Rodríguez ha realizado en la Parroquia Santa María de Nazaret:

“Monseñor Ricardo le deseamos la mayor felicidad. Que Dios lo colme de bendiciones, siga fortaleciendo su vocación de Servicio y de pastor que ha tenido hasta ahora”, indicaron los integrantes del grupo bíblico de la parroquia.

“Quiero agradecer a la Virgen María por la bendición que nos ha dado de tener a este padre como amigo, y que hoy, tenemos un Obispo amigo que nos va a llevar en el corazón y nos va a tener a todos en sus oraciones”, comentó Guido Casassa Sánchez, Alcalde de Surquillo.

“Queremos darle gracias a Dios por todos los dones y carismas que el Señor ha puesto sobre usted. Gracias por saber cultivarlos y compartirlos con la comunidad padre Ricardo. Lo vamos a recordar con mucho cariño y amor, sobre todo por sus consejos y enseñanzas”, declaró la comunidad parroquial Divina Misericordia.