Actividades

Cómo podemos ser parte del Tiempo de la Creación

¿Qué es el Tiempo de la Creación y por qué es importante para la Iglesia? Todos podemos ser parte del cuidado de nuestra Casa Común uniéndonos en oración y realizando acciones concretas en nuestra rutina diaria.


Importancia del Tiempo de la Creación

Del 1 de septiembre al 4 de octubre, día de San Francisco de Asís, las iglesias de todo el mundo se unen para celebrar el Tiempo de la Creación, un llamado del Santo Padre para involucrarnos en el cuidado de la Casa Común.

Francisco nos recuerda que la oración es importante porque nos pone en sintonía con el Padre creador, suscita su Espíritu gratuito y nos vuelve gratuitos, nos hace apreciar el valor de de cada criatura como un don. Todo ello nos convierte a su amor y nos da fuerza e inspiración para una acción benéfica en favor de la tierra y sus habitantes que restituya su sentido bendito.

“Una oración ecuménica, que anima la conciencia y el compromiso de proteger nuestro hogar común – afirmó el Papa en el Ángelus del 1 de septiembre – partiendo de un estilo de vida personal y familiar más sostenible”.

Por eso, este año 2019 el tema propuesto es “La red de la vida: la biodiversidad como bendición de Dios” , una invitación para reflexionar juntos sobre nuestro maltrato hacia la creación y la ecología de nuestras comunidades.

Una celebración global  

Lo primero que debemos recordar es que el Tiempo de la Creación es una celebración global donde cristianos de diferentes denominaciones se unen en una misma sola voz: proteger la naturaleza.

En ese sentido, nuestro Santo Padre Francisco, desde la publicación de su encíclica Laudato Si’ ha hecho llamados reiterados para que tomemos consciencia del cuidado de la Casa Común y podamos vivir nuestra fe unidos en oración.

¿Quiénes pueden participan?

Esta es la mejor parte: todos podemos participar. Actualmente el Tiempo de la Creación es promovida por las iglesias de todo el planeta, así como diferentes líderes religiosos y todo aquel que esté comprometido con el cuidado de la ecología.

Este es el tiempo para habituarnos de nuevo a rezar inmersos en la naturaleza, donde la gratitud a Dios creador surge de manera espontánea.

Mensaje del Papa Francisco en Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación

¿Qué puedo hacer para ser parte del Tiempo de la Creación?

Hay muchas maneras de sumarte a esta iniciativa:

  • También puedes difundir en tus comunidades parroquiales la oración del Tiempo de la Creación que vienen compartiendo miles de personas que elevan sus peticiones por el bien de la biodiversidad.
  • Acciones concretas para cambiar tu entorno: limpiar las playas, usar más energías renovables, reducir el consumo de plástico, recoger basura en parques, y mucho más.

Todos podemos ser parte desde la oración y la acción para defender la creación que Dios nos ha regalado.