Category

Destacado

Category

En el VIII domingo de Pascua, monse√Īor Guillermo El√≠as Millares presidi√≥ la Celebraci√≥n Eucar√≠stica por la Fiesta de Pentecost√©s, en compa√Ī√≠a de nuestros hermanos de la Renovaci√≥n Carism√°tica. En su homil√≠a, nuestro obispo auxiliar, explic√≥ que, como cat√≥licos, es fundamental que comprendamos la necesidad de recibir y acoger al Esp√≠ritu de Dios en nuestras vidas: «El Esp√≠ritu nos convierte en nuevas criaturas, para as√≠ poder asumir los desaf√≠os que se vienen presentando en nuestro pa√≠s y poder hacerles frente bajo su inspiraci√≥n divina», reflexion√≥.

Monse√Īor El√≠as se√Īal√≥ que el Env√≠o del Esp√≠ritu de Dios es una experiencia real y simb√≥lica, porque «se manifest√≥ como un viento impetuoso que llen√≥ la casa en la que se encontraban, y que revela que el Esp√≠ritu es un viento fuerte y libre, es decir, nos trae fuerza, libertad, y no se deja enmarcar en nuestras exigencias humanas‚ÄĚ, acot√≥.

Retomando la historia de Pentecostés, nuestro obispo auxiliar afirmó que, así como los apostóles tenían miedo de predicar la Buena Nueva de Cristo antes de recibir el Espíritu, nosotros también podemos sentir el mismo temor para anunciarlo o abrirle nuestros corazones:

‚ÄúEl d√≠a de Pentecost√©s, los disc√≠pulos de Jes√ļs todav√≠a estaban desconcertados y asustados, a√ļn no ten√≠an el valor de salir a la luz. A nosotros tambi√©n nos sucede lo mismo: preferimos permanecer dentro de nuestras paredes protectoras; sin embargo, el Se√Īor sabe c√≥mo llegar hasta nosotros y abrir las puertas de nuestros corazones. √Čl env√≠a su Esp√≠ritu sobre nosotros, nos envuelve y derrota todas nuestras vacilaciones, derriba nuestras defensas y desmantela nuestras falsas certezas‚ÄĚ, subray√≥.

Vivir la experiencia de construir comunidad.

En otro momento, el monse√Īor Guillermo remarc√≥ que la Fiesta de Pentecost√©s nos ense√Īa a ser responsables desde la fe, a vivir una experiencia de edificar a la comunidad, de construir la comunidad en la que estamos: «El Esp√≠ritu no nos quita las diferencias culturales, de pensamiento, si no, en la diversidad, nos impulsa a procurar la vida. En otras palabras, el Esp√≠ritu Santo pone en comunicaci√≥n a personas diversas, realizando la unidad‚ÄĚ, precis√≥.

Finalmente, monse√Īor El√≠as nos invit√≥ a construir una mejor comunidad y un mejor pa√≠s bajo el fuego del Santo Esp√≠ritu: ‚ÄúQue Pentecost√©s anime, pero tambi√©n d√© sentido a todo lo que, en este momento, cada uno de nosotros est√© viviendo. Que el Esp√≠ritu de Pentecost√©s d√© sentido a este pa√≠s que requiere la acci√≥n poderosa de santificaci√≥n que el Esp√≠ritu puede lograr‚ÄĚ, concluy√≥.

Central telefónica
(511)2037700